(des) organizado

9 feb. 2011

::: un pacto contra los padres irresponsables :::

IMG_9487

Las pocas horas que quedan libres al día las dedico a re-educarme, estudiando un curso-experto "agente de igualdad de oportunidades". Entro en los foros y leo todo lo que pasa por mis manos (referentes que un día me listó mi querida E. Modolo). 
Paso mi tiempo, consolidando ideas, subrayando frases memorables, memorizando valores éticos -que no se escapen- ... incluyendo notas al margen.
Ayer leí esto que ahora escribo mi pequeña N.
Hoy siento que algo en mí esta cambiando y no sé (de verdad que no sé) como acabará todo esto, porque sea lo que sea que anda por mi cabeza, quiero salvarlo (y tu conmigo), porque esta vez, de mi salvación depende la tuya.

"Vivimos en una sociedad patriarcal, donde existe un paquete de impunidad que protege a los hombres (y se benefician). Como parte de un proyecto democrático de mundo, de sociedad, de vida cotidiana, es preciso que responsabilicemos a los hombres de sus paternidades. Y si para eso tenemos que cambiar leyes, códigos penales, la cultura, los valores, lo haremos. Como tantas otras cosas, este cambio tambien depende de nosotras, las mujeres. Porque mientras nosotras seamos madres que asumimos todas las responsabilidades, estamos contribuyendo a que haya padres que no asuman ninguna. Mientras nosotras no exijamos a los hombres una paternidad que sea un compromiso ético, jurídico, económico y amoroso, seguiremos alentando paternidades muy ausentes y muy irresponsables. Cuando las mujeres hagamos un repudio social a los hombres abandonadores, a los padres ausentes, cambiarán muchas cosas en este mundo. Pero nuestra tolerancia es increíble, nuestra aceptación de hombres que abandonan a sus hijos es tan grande que contribuimos a acrecentar la ya grande impunidad de los hombres. 
Es necesario un gran pacto entre nosotras para repudiar a los hombres que son incapaces de responsabilizarse de sus propios hijos. Un pacto así es un poder que las mujeres tenemos que construir colectivamente. Tenemos que poner estos temas en nuestra agenda política, en el centro de las discusiones culturales y políticas de nuestro mundo. Desgraciadamente, quienes hoy reivindican con más fuerza compromisos paternales y de familia son la gente tradicional y de derecha. Y quienes queremos construir mundos de respeto y dignidad nos quedamos en silencio...
Necesitamos evidenciarlos, ser firmes, ir a los tribunales, hacer justicia, necesitamos que se reparen los daños que estos hombres ocasionan. Porque tambien existen padres magníficos y necesitamos señalar que existen, procurar que se vean, conocerlos, y que ellos también asuman el compromiso de socializar sus formas de paternidad...."


Mi nota al margen: "¿y que hacemos nosotras, las mujeres? nos comprometemos, casamos y apoyamos a hombres así, véase como referente a filandesa experta en género -para más inri- que afirmó hace meses un compromiso de vida con padre de Nikita, aun siendo este un copy/paste de lo aquí mencionado. Y ahora bien ¿qué hacemos nosotras, las mujeres? nos callamos y pensamos "pobre, no sabe lo que se le viene encima...". Ese es nuestro pacto. El silencio y cruzar los dedos para que ella, en cambio, salga sin daños"